Fraude al Seguro Social

Acusan a mujer de Las Vegas de desmembrar el cuerpo de su esposo y seguir cobrando su Seguro Social

El hombre habría muerto en Pensilvania en 2015, pero la mujer luego se mudó a Nevada.

Telemundo

LAS VEGAS - Una mujer de Las Vegas de 69 años está acusada de defraudar al Seguro Social durante años después de que supuestamente desmembró el cuerpo de su esposo muerto y arrojó sus restos a la basura, según una denuncia penal federal.

Nancy Shedleski depositó $121,000 de los beneficios de jubilación de su esposo después de su muerte en 2015, y los funcionarios del Seguro Social no sabían que algo andaba mal hasta que recibieron un aviso anónimo en 2019 de que el esposo había desaparecido, según la denuncia presentada la semana pasada en Nevada.

La denuncia, que acusaba a Shedleski de robo de dinero del gobierno, identificaba al marido solo como "J.P.S." y dijo que tenía 70 años cuando murió.

Los beneficios de sobreviviente para Shedleski en 2019, si se hubiera informado la muerte de su esposo, habrían sido de $14,000, pero los beneficios de su esposo que se distribuyeron ese año totalizaron $ 24,000, según la denuncia.

Cuando fue contactada por funcionarios federales, Shedleski inicialmente dijo que su esposo estaba de viaje, pero luego admitió haber desmembrado su cuerpo y deshacerse de sus restos después de su muerte en su casa de Pensilvania, según la denuncia.

"Shedleski confirmó que no hubo ambulancia, ni hospitalización, ni funeral, ni entierro ni cremación", dice la denuncia.

La denuncia no especificó la causa de la muerte del esposo ni dijo dónde vivía la pareja en Pensilvania antes de que Nancy Shedleski se mudara a Las Vegas en 2017.

Esto para ajustarlos ingresos de los beneficiarios a la inflación que se registra en el país.

La denuncia dice que su esposo recibió atención médica por última vez en 2015 en el Centro Médico Regional Jefferson en Jefferson Hills, que está cerca de Pittsburgh.

Shedleski fue arrestada el jueves pasado y compareció ante el tribunal en Las Vegas el viernes. No se le pidió que se declarara culpable y fue puesta en libertad bajo a la espera de una audiencia judicial el 5 de noviembre.

Su abogada designada por el tribunal, Wendi Overmyer, no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios enviada por correo electrónico en nombre de Shedleski.

Contáctanos