Oficiales investigados por caso de secuestro de madre y hermano

La policía dijo que los oficiales no hicieron nada al visitar el hogar.

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Oficiales arrestados en caso de secuestro de familiares

    Un hombre tenía a su madre y hermano en condiciones precarias por el dinero del seguro social. (Publicado miércoles 5 de diciembre de 2018)

    Días después de que autoridades arrestaran a un hombre, su novia y a una mujer por tener encerrados dentro de un cuarto en condiciones precarias a una mujer de la tercera edad y a un hombre que necesitaban atención, se anunciaron más detalles sobre el caso.

    Según la policía en Pahrump, alrededor de 70 millas al oeste de Las Vegas, dos oficiales y un sargento del Condado Nye fueron puesto bajo suspensión administrativa en lo que se lleva a cabo una investigación relacionada con el caso de tortura y maltrato.

    El reporte preliminar indicó que James Tatcher, de 28 años, mantuvo encerrados en un cuarto a su hermano (34) y a su madre (52) con la ayuda de su novia y una mujer más para poder cobrar el seguro social de ambos.

    Las víctimas estaban en un cuarto en condiciones precarias, según la policía del Condado Nye, y tenían poco acceso a un baño y poca libertad de movimiento. Tanto la madre como el hermano son personas con un tipo de discapacidad mental.

    La suspensión de los dos oficiales y el sargento se dieron días después del arresto de los sospechosos, luego de una investigación que reveló que habían acudido al hogar en un par de ocasiones, pero no hicieron nada.

    “Las víctimas de este caso fueron dejadas en esas circunstancias”, declaró una vocera de la policía del Condado Nye diciendo que de momento no se van a revelar más detalles sobre la suspensión ya que es una investigación interna.

    Mantente informado con lo último en noticias y  descarga la aplicación de Telemundo Las Vegas o sigue nuestro radar interactivo para que puedas estar al tanto de las condicones del tiempo en tu área. También puedes seguirnos a través de Twitter.